Inmaculada Rodríguez-Piñero y su hironía

Diputada del PSOE reflejando el efecto de los recortes en educación

Anterior: Un banco que no roba
Siguiente:Chapa Potter y la piedra fuel-fosal